miércoles, 23 de octubre de 2013

¿Y si hago... BROWNIE CLÁSICO?



¡¡AMO EL CHOCOLATE!!

¡Pero además con locura! y me gusta en todas sus formas, apariciones, estados físicos, solo o acompañado, me da igual es perfecto y está tan, tan, tan bueno.

Soy adicta. 

Podría alimentarme solo de chocolate, aunque creo que he oído un rumor de que no seria muy sano pero no me hagáis mucho caso :-P


El domingo me dio un ataque, como muchos otros días, y necesitaba comer chocolate fuese como fuese. Era cuestión de vida o muerte y me estado anímico dependía de eso ¿lo entendéis, verdad? ^_^




En esta ocasión no me apetecía devorar una tableta y no parar hasta terminarla, tenía antojo de algo más bizcochil jajajaja, seguro que los chocoadictos sabéis a que me refiero. Así que me metí en la cocina y pensé "algo que se haga rápido, que no tenga mucho complicación y que no necesite muchos ingredientes y por supuesto que esté de vicio y me quite este antojo", entonces se me encendió la bombilla ¡BROWNIE!


Existen varios mitos sobre cómo se creó el primer brownie. Uno de ellos es que un cocinero se olvidó de incorporar la levadura, otro que un chef añadió por error el chocolate a la masa, también que una ama de casa no tenía levadura y probó a hacerlo sin ella. 

Pero casi todo el mundo coincide en que el primer brownie que se hizo fue en el Palmer House Hotel en Chicago. Este hotel era la sede de los invitados que acudían a un evento para conmemorar los 400 años de El Descubrimiento de América. La señora Palmer quería que los chefs del hotel crearan un postre que no manchara las manos a las mujeres y que fuera pequeño para que cupiera en los paquetes del almuerzo. Los chefs crearon un dulce pequeño con nueces y rociado con un cálido glaseado de albaricoque. ¡Fue un éxito!

El nombre de brownie no se lo dieron hasta más tarde. Viene de brown "marrón" y brownie significa "marroncito" dándole este nombre por su color oscuro debido al chocolate.


Actualmente si buceáis por internet encontraréis miles de versiones y variantes del brownie, todas ellas para babear delante de la pantalla. Pero hoy he querido mostraros la forma más clásica y la que os servirá de base para un montón de recetas...... vaaaaleeeee y porque el domingo mi ganas de comer chocolate me podían más que las ganas de innovar, jejejeje.

La historia y los mitos sobre el brownie es un claro ejemplo que, por error o con intención, podemos crear recetas nuevas que están deliciosas y quien sabe, quizás en un futuro puede llegar a ser todo un icono de un país.

Así que no tengáis miedo a cambiar recetas, incorporar nuevos ingredientes, quitar otros, probar mezclas inimaginables. Algunas veces irán directas a la basura pero otras estarán de muerte y será todo mérito vuestro ;-)

Dicen que la mejor manera de degustar un brownie es con un vaso de leche bien fría al lado ¿te animas?


¡FELIZ SEMANA!

Sory

PD: Los tres mejores placeres de la vida son rascarse, estornudar y comer chocolate (Anónimo)

BROWNIE CLÁSICO (9 porciones medianas)

  • 225 gr de chocolate
  • 85 gr de mantequilla
  • 3 huevos grandes
  • 100 gr de azúcar blanco
  • 1/4 de cucharadita de sal
  • 1 cucharadita de extracto de vainilla
  • 60 gr de harina todo uso
PREPARACIÓN
  1. Precalentamos el horno a 180º con calor arriba y abajo y sin ventilador.
  2. Preparamos un molde con papel de hornear. Engrasar el papel con mantequilla y cacao o harina. Recuerda quitar el excedente.
  3. Partimos el chocolate en trocitos y lo derretimos junto a la mantequilla al baño maria. Reservamos.
  4. Batimos los huevos, el azúcar, la sal y la vainilla a velocidad media, hasta conseguir que estén totalmente integrados todos los ingredientes.
  5. Ahora incorporamos el chocolate y volvemos a batir hasta que este mezclado con el resto de ingredientes.
  6. Tamizamos la harina y la añadimos a la mezcla anterior. No hace falta batir excesivamente, solamente hasta que veamos que no hay grandes grumos.
  7. Vertemos la mezcla en el molde y horneamos durante 30 minutos o hasta que pinchemos con un palito y salga limpio. Yo lo puse algo más abajo que la mitad del horno y en los últimos 5 minutos lo coloque en la mitad.
  8. Dejamos enfriar sobre una rejilla y en el molde. 
NOTAS
  • Yo mezcle chocolate 72% y chocolate con leche porque no tenía suficiente de un único estilo. Puedes hacerlo con el tipo de chocolate que más te guste.
  • Mi molde es cuadrado de 20 x 20. Lo mejor es hacerlo en un molde lo más cuadrado posible y que no sea muy alto.
  • Puedes añadirle nueces. Se incorporan después de la harina y mediante movimientos envolventes con una cuchara.
  • Lo mejor es tomarlo algo templado. Puedes meterlo en el microondas y darle un pequeño toque.
  • También puedes servirlo con una bola de helado de vainilla.

4 comentarios:

  1. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  2. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  3. Me uno al club de amantes del chocolate, tiene una pinta buenisima, y es fácil de hacer!


    ResponderEliminar